04 mayo 2009

El cuento de las estrellas de mar

Esta es la historia de un hombre que llega a una playa atestada de estrellas de mar moribundas tiradas sobre la arena. El hombre ve a una mujer que, una por una, va recogiéndolas y arrojándolas de nuevo al mar.
Él le dice: ¿Por qué te esfuerzas? Hay millones de estrellas de mar en la playa, que tiene varios kilómetros de longitud. Y más playas al norte y al sur. No podrás devolverlas todas al mar, así que, ¿qué diferencia puedes hacer?
La mujer, que tenía en ese momento una estrella de mar en la mano, la lanza al agua para que reviva y responde; a ésta sí le hice una diferencia.
Todos los esfuerzos merecen la pena.

Comentarios

Angeles dijo...

esta historia la tengo bien guarda....
Me gusta mucho, el mundo puede mejorar con el pequeño aporte de uno.
A salvar estrellas amiga bonita!!!
Besos.

Diego P. dijo...

Hola Marga:

Tienes toda la razón en tu entrada de hoy, me ha gustado mucho.

No me canso de daros las gracias, LiTeRaTuRa LiBrE no es sólo mi blog, también es vuestro, de todos los que ayudáis con vuestros extractos.

Gracias de nuevo.

Diego.

Atenea dijo...

Que buena historia para llamarnos la atención en cuanto a lo que podemos hacer para mejorar el mundo y no lo hacemos porque pensamos que no servirá para nada.
Desde luego soy de las que piensan que las pequeñas cosas son las que hacen grande al mundo...
Mil besos

Carolina dijo...

Marga, muy buena entrada. Muy de acuerdo contigo "todos los esfuerzos merecen la pena"
Claro que si. Vale la pena luchar, vale la pena arriesgar, y sobre todo da satisfacción cuando se logra lo que se quiere. Teniendo en cuenta, que siempre encontraremos gente en el camino que trate de cambiar el rumbo. Pero, si somos fieles a nuestros objetivos nada, ni nadie podra marcar la diferencia. Se persevera y punto.
Un abrazo fuerte amiga
Besos

roxana dijo...

Lamentablemente no pude leerlo pues el negro sobre el azul!!!!!
pero igual te mando un beso y buena semana!Roxana

Julio dijo...

Ya conocemos eso tan hermoso de "sigue tu corazón", haz "lo que SEA en ti".
Verdaderamente nunca sabemos hasta dónde y a quién puede llegar lo que hacemos, lo que escribimos, lo que compartimos. Todo puede llegar a ser tan bello, cuando lo bello está en nosotros y el eco de lo que vive se refleja en nuestro interior.
Tu belleza interior se refleja en la mía y ese eco vuelve a reflejarse en millones de corazones. Esa onda da la vuelta al mundo miles de veces, sale de la Tierra, llega a la Galaxia, y sigue, y sigue, eternamente su camino, eternamente renaciendo, haciéndose eco en otros corazones.
Besos, Marga.

Silvia García dijo...

Hola querida Marga
En primer lugar quiero agradecer tus mensajes en mi espacio.
En cuanto a la historia que nos has contado, es realmente hermosa y tan cierta, cuantas veces creemos que una pequeña acción, una ayuda, un esfuerzo, no hace al todo, pero realmente lo hace.
Como dices tú, el mundo se vuelve peligroso si nos quedamos con los brazos cruzados.
Te dejo un gran abrazo

Chef E dijo...

Hola, I love the night, and stars! You must tell beautiful stories in your native tongue...

Asun Vicente dijo...

Hola Marga ,otro bella historia que nos enseña que al final todos los esfuerzos tienen una recompensa .Un granito no hace granero pero ayuda al compañero.No dejemos de poner granitos...algún día tendremos un granero .Un abrazo.

Rafael Hernampérez dijo...

Gota a gota se hizo el arroyo, el río, el mar y el océano.

gus dijo...

Ésta me ha encantado :) Siempre he creido que una sola persona (o una única acción) puede cambiar muchas cosas ;)

bss.gus

Estrada dijo...

Gracias mujer por tus estrellas.

Yandros dijo...

Que gran verdad marga, a poquito a poco algo se consigue
Un abrazo