13 marzo 2009

El ojo de Horus

Simboliza al dios Horus hijo de Osiris y de la diosa solar Isis.
Estos ojos grandes pintados en el exterior del sarcófago, permitían al difunto, tendido de costado, contemplar el mundo exterior.
Sarcófago de Senbi, Reino Medio, madera pintada, 63 cm. de alto por 212 cm. de largo, Museo egipcio de El Cairo.
La mitología egipcia dice que Horus había perdido un ojo en una batalla contra Set, para vengar la muerte de su padre.
Set destruyó su ojo en varios pedazos. Toth, dios de la magia, descubrió el ojo izquierdo (la luna) despedazado, sin embargo él estaba capacitado para juntar todas las piezas y rearmarlo en luna llena.
De este modo Toth le devolvió el ojo a Horus. A cambio de esto Horus le dio el ojo de su padre muerto, Osiris, trayéndolo nuevamente a la vida.
Horus, era el dios del cielo, la luz y la bondad.
Su ojo derecho representaba al sol y su ojo izquierdo a la luna. Cuando los abría nacía la luz y cuando los cerraba aparecía la oscuridad. Estos dos ojos gemelos llamados Udjat, símbolos del sol y de la luna eran capaces de observar todo el mal que existía en el mundo.

En Egipto, además de utilizarse como protectores corporales con amplios poderes, era frecuente colocarlos en las puertas de las tumbas, en los ataúdes y en los sarcófagos protegiendo a los cuerpos momificados contra el mal y garantizando el paso a la otra vida libres de problemas.
Se le otorgan propiedades protectoras contra el robo, la ignorancia, la pobreza y los problemas de salud, ayuda a conseguir bienestar general.
Es uno de los amuletos más potentes contra el mal de ojo que hace bajar la vista del malvado anulando sus influencias negativas.

Comentarios

Yandros dijo...

Creo que no se ha guardado m comentario así que si aparece dos veces siento ser repetitivo.
Te daba las gracias por pasarte por la Torre y comentaba que a mí Egipto me llamó la atención desde pequeño cuando en un libro verde enorme de mi padre hablaba de los enigmas del mundo y venían muchos datos de las pirámides.
Y me asombró como un pueblo puedo construir algo tan grandioso sin conocer la polea...
Un saludo

Elio Milay dijo...

A mí me comentaron hace unas semanas que mis dibujos recordaban a personajes del Antiguo Egipto, por la costumbre que tenían allí de raparse la cabeza, según se aprecia en estatuas y en jeroglíficos. Quizá por eso eligieron a Yul Brynner, "muso" mío, para interpretar a Ramsés en "Los Diez Mandamientos"...

Originalidad, excentricidad, amor a lo diferente, inconformismo, creatividad, elegancia en la elección de imágenes y textos, gustos eclécticos y muy libres...

Todo eso me transmite el blog de Tu Mundo. Y claro está, me encanta. Ya lo he añadido a mis favoritos para seguirlo y me he permitido una licencia:

En mi blog de dibujos, (mi planeta particular), establecí estos días una Constitución. En dos capítulos y con 20 artículos. Quienes aparecen en mi lista de blogs allí, son considerados "firmantes" de dicha constitución.

He añadido el tuyo y te invito a que leas la constitución. Si estás de acuerdo con ella, dejaré tu enlace. Y si consideras que algún artículo debe modificarse, me cuentas tu opción.

http://blue-spirits.blogspot.com


Es el blog que actualizo y donde podrás encontrarme a diario. Si te gustó el texto sobre el movimiento chipko y el ecofeminismo, pienso que todo lo que yo transmito será de tu interés y te agradará.

Además, mi madre nació con Sol en Acuario un 10 de febrero, mi padre nació con Luna en Acuario y se casó con ella, y de los dos nací sorpresivamente yo, que tengo al planeta URANO en conjunción con mi ascendente Libra, aunque tenga el Sol en Cáncer.

Podría decirse que somos del mismo equipo. Por eso nos hemos caído bien...

En mi blog el 95 % de los visitantes habituales son mujeres. Se van uniendo por afinidad electiva, yo no hago nada más que ser como soy. A los hombres parece que no les gusto demasiado. Siempre digo que eso a mí me parece una muy buena señal, porque está comprobado que vosotras sois más ricas emocionalmente y poseéis un mayor inteligencia emocional.

Será por lo tanto un privilegio contar con tu presencia. Tú cuentas con la mía en tu precioso blog de ahora en adelante, acuariana Marga.

Libertad, igualdad y fraternidad.

P.S. En próximos comentarios me centraré más en tus entradas y menos en hablar de mí. Lo de hoy fue una especie de presentación para ofrecerte mi amistad.

Un beso y gracias.

Elio Milay dijo...

"Y me asombró como un pueblo puedo construir algo tan grandioso sin conocer la polea..." (Yandross)

¿Me permites contestar a Yandross?

Sacrificando muchos esclavos, Yandross.
Sacrificando muchos esclavos...

Yandros dijo...

También el Imperio Romano se levantó a base de esclavos. Evidentemente hoy en día nos horrorizamos por ello. Tendemos a juzgar los valores de otra época con nuestros principios.
Eso sí, seguimos comprando cosas que están fabricadas por niños del tercer mundo. Claro, como no los vemos, somos más humanos que los egipcios...
De todas formas no me refería al esfuerzo físico en sí, sino más bien a las medidas entre sus dimensiones, a sus conocimientos astronómicos...
Un saludo

Elio Milay dijo...

¿Niños del "Tercer mundo"?

¿Todavía se siguen usando esas palabras en el siglo XXI?

Tu demagogia autodefensiva no me gusta nada.

Elio Milay dijo...

Además, yo no me identifico con los egipcios de clases altas, ni con quienes usan productor fabricados por niños explotados, como pareces dar a entender tú.

Yo me identifico con los seres que sufren y mueren, en cualquier época y lugar, para que luego otros puedan viajar a visitar los monumentos y hacerse una foto. Las pirámides y su modo de construcción, sin poleas o con poleas, para mí tienen una dignidad humana mínima ahora, hace 20 siglos, y dentro de otros 20.

No se trata de valores distintos. Como si a los egipcios antiguos, por no conocer los sindicatos ni la Declaración de Derechos Humanos, les encantara tirar de piedras.

Ni siquiera sé por qué alimento polémica. Te pasas de listo, eso sí te lo digo. Y dejas entrever una frivolidad importante.

Elio Milay dijo...

Marga, un saludo. Y feliz domingo.

Elio Milay dijo...

Bueno, ante todo le pido disculpas a Yandros, creo que lo nuestro ha sido un malentendido superable y que ambos seguramente defendemos cosas muy parecidas. De lo contrario no se habría acordado él de los niños. Lo que pasa es que entre el color rojo del reloj y el color rojo de Emily Strange, se me subió la testosterona a la cabeza. Acostumbrado como estoy al azul pacífico, este blog me despertó la excitación con tanto colorado aquí al principio. Qué peligro tiene el rojo, madre mía.

Yandros, un abrazo y que procuremos no ser cómplices nunca de maldades ni explotaciones, en particular cuando se trata de niños. En eso no me cabe duda que estamos de acuerdo.

En lo otro, bueno. Nunca he sido muy aficionado a la arquitectura, y menos a los monumentos faraónicos. Sobre todo cuando detrás hay tanto sufrimiento. ¡TANTO!

Seguramente si viajásemos en una máquina del tiempo a aquella época y viviésemos comiendo mal, pasando sed, descalzos, desnudos con un taparrabos, magullados por las sogas y los latigazos... tendríamos una visión mucho más concreta de lo que es la tiranía y hablaríamos dando importancia a lo que de verdad tiene importancia: La Humanidad, independientemente de la época y el lugar.

Por eso es cierto que no hace falta viajar al pasado. La esclavitud está presente en este mundo a diario. Basta tomar un avión, nosotros que podemos permitírnoslo, y plantarnos en una fábrica asiática de Nike o de Microsoft. Por poner un ejemplo.

Seguramente alguna de las piezas de este equipo desde el que escribo, procede de una fábrica donde los trabajadores son explotados laboralmente.

Así que te doy la razón en eso. Pero espero que ambos estemos totalmente en contra, nada más. Ahora y siempre.

Elio Milay dijo...

Marga, leí tu comentario en el blog de los azulines acuarianos y me he alegrado mucho. Ya sabía yo que nos caíamos bien mutuamente. Bueno, tu reloj rojo me excita mucho y me siento soviético. Hasta me pongo a cantar coros del ejército ruso con el puño en alto. Y eso que soy pro-budista y pro-tibetano...

Bueno, el caso es que superada mi pequeña problemática hormonal con el rojo pasión, tengo que decir que me encanta la tonalidad, a pesar de lps efectos secundarios.

He leído el texto de Coelho sobre "La importancia de los aliados" y pienso que, sin haberle prestado atención hasta que entré aquí, noto que sus consejos yo los suelo seguir de forma natural y espontanea. Me rodeo de personas afines a mí, casi siempre del género femenino, con las que comparto el cultivo de la sensibilidad y de las neuronas.

En tu blog veo ese cultivo y me interesaron sinceramente varias de las entradas, por eso te escribí. Y además siendo Acuario me caíste especialmente bien, más de lo habitual. De modo que me alegra que estemos en contacto y que nos sigamos.

Disculpa si a veces soy un poco charlatán, es mi defecto número 1. Pero procuro no decir tonterías, ni halagar sin fundamento. A quien me gusta, se lo digo. De quien no me gusta, me alejo y no le escribo nada, para mantener la paz.

Te recomiendo visites los blogs que aparecen en el mío, seguramente algunos de ellos te resultarán interesantes. Son personas tan fuera de lo común como tú. Y ni siquiera locas, sencillamente muy especiales. Inteligentes.

Bueno, un beso. Voy a ver qué me hago de comer que no me convierta en cómplice de ninguna masacre...

Emma Pomodoro dijo...

I dont't speak spanish, sorry :(
But thank's for visiting my blog!

Emma

Emma Pomodoro dijo...

Ops, thanks :)